domingo, 5 de octubre de 2014

UN INFORME SOBRE BERA PREVIO A LA INVASIÓN DEL MAQUIS DE 1944



A lo largo de este mes de octubre se cumple el 70 aniversario del intento de la Unión Nacional Española por derrocar al gobierno franquista. Con la derrota de los alemanes y la liberación de Francia, muchos eran los que pensaban que con la ayuda de los aliados, los excombatientes republicanos, bien organizados, serían capaces de cambiar el signo de la historia y restaurar la República en España. Así, en el mes de octubre del año 1944 los llamados “maquis” a través principalmente del Valle de Arán y en menor medida a través de la Comarca del Bidasoa comenzaron una invasión armada que desde sus comienzos estuvo abocada al fracaso.

Para preparar esta invasión se surtieron de infinidad de informes, muchos de ellos lejanos a la realidad, y en los que en su contenido, en la mayoría de los casos, narraban una situación lejana con la que los guerrilleros se encontraron.

Uno de estos informes fechados en Pau en julio de 1943 y que pertenece al archivo del Comité Central del Partido Comunista de España, señala la situación de las fuerzas armadas nacionales situadas en la frontera y en el interior de Bera, y la posibilidad de cierto apoyo por parte de la población civil y de los carabineros locales. Lo que no deja de ser curioso es que Abarca, una de las personas que se introduce en Bera, además de haber sido familia del principal protagonista del informe, desconociera la trayectoria política de este una vez acabada la guerra civil. 

Alfonso Yanci, la persona en la que inciden los autores del informe para recabar información, es en ese momento destacado miembro de la Falange Española Tradicionalista, habiendo ocupado la Jefatura local de la villa de Bera en octubre del año 1939. Posteriormente fue alcalde durante los periodos 1953-1967, y 1974-1976, y sus méritos le llevaron a ser condecorado con la Orden Imperial del Yugo y las Flechas en abril de 1968.

Destacar que gracias a este informe conocemos de primera mano la situación en la que se encontraban en aquellas fechas los trabajos realizados por los Batallones Disciplinarios de Soldados Trabajadores en Bera, tanto en las defensas militares como en las carreteras y pistas forestales. 

El escritor Mikel Rodríguez en su libro, “Maquis, La guerrilla Vasca 1938-1939, nos relata e identifica en varios apartados lo que fue el fracaso en Bortziriak.

”En los combates desarrollados en Ventas de Igantzi el día 23, murieron cinco guerrilleros. En Igantzi continúa la tumba de Ángel Loidi Erquicia, eibatarra de 28 años de edad.” “El día 27 de octubre cruzamos la frontera y después de un par de semanas de muchas peripecias alcanzamos las cercanías de Vera de Bidasoa. Se desencadenó una tempestad de lluvias y nieve. Quedamos encerrados en aquella zona, haciendo frente a la hostilidad del tiempo y de sus habitantes. Tuvimos que atar a los pastores, por no matarlos, porque a pesar de regalarles algunas latas de paté, corrían a delatarnos. Los chivatazos alertaron a las fuerzas de la Guardia Civil, carabineros y Ejército, que se movilizaron para coparnos.”

Por otra parte, el informe al que aludimos es éste:

"Informe sobre el sector del Bidasoa: Archivo del Comité Central Partido Comunista

Dada la importancia tanto militar como política que tiene el sector de Irún y aprovechando los conocimientos que de aquella región tienen los camaradas Abarca e Iñiguez, se decidió organizar esta expedición, cuyo objetivo principal era para efectuar un tanteo que nos permitiese conocer las posibilidades reales que existen para realizar un buen trabajo.

A este efecto los camaradas ya mencionados atravesaron la frontera el día 27 de junio a las dos de la madrugada, por la muga nº21 (Yasola), es decir casi al norte de Vera de Bidasoa y dirigiéndose en dirección sur, llegan a esta última población donde establecen contacto con Alfonso Yanci, y que es sobrino de Abarca.

Alfonso Yanci es propietario de una cantina situada en las afueras de Vera y tanto él como toda su familia, aun no habiendo militado en ningún partido político determinado, es de tendencia abiertamente republicana.

Se ha ofrecido para ayudarnos en toda clase de trabajos, especialmente aquellos que sean relacionados con el ejército y sobre todo en carabineros, para lo que cuenta con grandes facilidades, ya que sus conocimientos entre el personal de esta Institución son bastante extensos y la mayor parte de los que componen la guarnición de este Sector son carabineros viejos, amantes de la república y con los que les une una gran intimidad.

Cuenta con la colaboración de su suegro, que se apellida Prieto y que en 1936 era teniente de carabineros. Hizo la campaña del norte en las filas del Ejercito republicano donde fue nombrado comandante y hecho prisionero al finalizar la campaña, fue encarcelado durante dos años y al ser puesto en libertad fue expulsado del cuerpo. Disfruta de un gran prestigio entre los carabineros viejos e incluso en ciertas esferas del Ejército.

Alfonso Yanci, piensa utilizar también a un hermano suyo llamado Juan, que es comandante del Ejército destinado en Barcelona, así como también a un cuñado que es Teniente Coronel de Carabineros. Estos parecen ser de tendencia francamente republicana, lo mismo que sus familias. A estos les han fusilado las fuerzas franquistas, a otro cuñado llamado Can, y que era también capitán de Carabineros ya en 1930 y que fue hecho prisionero en Santander. 

Las instrucciones que nuestros camaradas llevaban, eran las de si ello era posible, establecer contacto en Irún con la compañera de Abarca y a través de ella ver la posibilidad de entrar en relaciones con alguno de los viejos componentes de carabineros y por lo tanto amigos de Abarca y que nos permitiera, no ya obtener una amplía información de todo este Sector, sino iniciar al propio tiempo nuestro trabajo en el propio seno de los institutos armados.

Al conocer Alfonso Yanci los pensamientos de Abarca, pues este pretendía utilizar sus conocimientos sobre la situación exacta de las fuerzas, para dirigirse a Irún, le aconsejó de no intentarlo por dos razones principales: primera, porque la mayor parte de la fuerza que compone la guarnición hace pocos día se encuentra allí, pues han relevado a la que estaba anteriormente y por este motivo la vigilancia es un poco más rigurosa, en segundo lugar la indumentaria de nuestros amigos no podría hacerles pasar desapercibidos ni confundirles con vulgares contrabandistas.

Ante esta situación, dados los conocimientos de Alfonso y su buena disposición para el trabajo se deciden emplearlo, ya que en realidad puede sernos infinitamente más útil, que la propia compañera de Abarca, afirmando este último que tiene en él tanta seguridad como en su propia compañera.

Nuestros compañeros han estado en casa de Alfonso durante cuatro días, en el transcurso de los cuales este último ha efectuado diversos viajes para obtener la información que a continuación se detalla:

Irún; el Comandante militar de la Plaza es en Comandante Ibáñez, antiguo capitán de migueletes. El Jefe de fronteras es el coronel Julián Ortega.

Como guarnición y en la plaza de Irún, existe un Batallón de Infantería con un efectivo total de mil o mil doscientos hombres y pertenecientes al regimiento de Irún. La composición de este batallón es bastante heterogénea, existen en él soldados escogidos de todas las regiones de España, con un porcentaje elevado de antiguos componentes de la División Azul. Se compone además la guarnición de esta plaza de 67 carabineros y 60 Guardia Civil. 

Endarlaza; Una sección de Infantería, 20 carabineros y 10 policías armados.

Punchas; 13 carabineros y 2 policías armados.

Fuenterrabía; una Compañía de Infantería, 12 carabineros y 6 policías armados.

Los puestos de vigilancia que son independientes de las patrullas que unen a estos entre sí, están compuestos de dos carabineros y tres o cuatro soldados, y están situados en cada km entre Endarlaza y el Puente Internacional de Irún.

Vera de Bidasoa; guarnición un Batallón de Infantería de unos 700 hombres, mandados por el comandante Baris, un Batallón de Ingenieros y 18 policías armados. Las fuerzas de infantería pertenecen al 119 Batallón de Pamplona, estaban de guarnición en esta ciudad hasta el 18 de junio, fecha en la que han venido a relevar a los anteriormente existentes. La mayor parte de los componentes de este batallón son de origen navarro y están dotados de un armamento bastante completo, siendo portadores de piezas de artillería de acompañamiento. 

Los puestos de vigilancia están escalonados desde Vera hasta Echalar, y en las mugas 3, 11, 15, 21, 26, 32 y 38. En la muga 32 hay una sección de Infantería, 4 carabineros y 13 policías armados.

El Batallón de Ingenieros se dedica a trabajos de fortificación y a la construcción de pistas y carreteras estratégicas, las principales de ellas son las que van desde Vera por la regata de Inzola, hasta el pueblo avanzado en la frontera, otra que sale de Vera dirección Sara, hasta la muga 32. Las fortificaciones consisten en nidos de ametralladoras hechos en cemento armado.

La moral de la fuerza por lo que a los carabineros se refiere es bastante buena, promete grandes posibilidades de trabajo. Por lo que respecta a la fuerza de Infantería es difícil informar de una forma consecuente, ya que el poco tiempo que llevan en la región, no ha permitido el hacer un estudio detenido.

En cuanto a la población civil, aceptan y desean la caída del Régimen Franquista, creyendo que será una intervención de América la que liquide la cuestión. Se habla de Alcalá Zamora como el futuro presidente de la República, pero todo se pierde en comentarios, demostrándose la falta de trabajo político, aun cuando parece haber grandes posibilidades para obtener un buen resultado.

Entre la gente que en esta región más se ha destacado como falangistas recalcitrantes, figuran en primer lugar, el zapatero de Vera, el confitero de la misma ciudad, y Jorge, actualmente en San Sebastián y casado con una sobrina de Abarca. Estos tres eran los que al principio de la ocupación franquista, juzgaban y sentenciaban a todos los prisioneros que eran ejecutados en la cantera de Vera.

Conclusiones

En esta región existen grandes posibilidades de trabajo y no hay duda que explotando al máximo los conocimientos de Abarca y de sus familiares, podremos realizar una gran tarea, hasta el punto que tenemos pensamientos de unir desde San Martín de Arosa, donde ya tenemos un primer contacto con carabineros hasta por lo menos Vera, donde al parecer existen un gran número de antiguos compañeros de armas de Abarca y que según Alfonso Yanci están en muy buena posición, hasta el punto que se compromete a entregarles la propaganda en propias manos, ya que estos después de leída está seguro que harán pasar a otros y de esta forma no caerá en manos extrañas.

Tengo que señalar que en este primer viaje, nuestros amigos no eran porteadores de ninguna clase de material, ya que dadas las dificultades que el recorrido ofrecía, no consideramos oportuno el que llevaran para evitar ningún incidente, máxime que las proximidades de la frontera aun por el lado francés no nos merecía tampoco mucha garantía. 

Tienen una próxima entrevista preparada para el lunes día 9 y en ella se precisarán muchos más datos que en este primer viaje no se han hecho, y posiblemente se podrá hablar personalmente con el suegro de Alfonso y si ello fuera necesario con alguno de los antiguos amigos de Abarca.

Han traído alguna prensa que os adjuntamos y tienen encargadas revistas militares que en el próximo viaje es de esperar que tengan ya compradas.

Nuestra impresión en este primer viaje es bastante satisfactoria dentro de lo que cabe, ya que se ha podido obtener una información bastante más concreta sin que ella sea totalmente precisa, pero teniendo en cuenta los resultados de otros primeros viajes en los que tienen que traer casi siempre los datos que los amigos de allí ya conocen, esta supera bastante los primeros resultados obtenidos en otros sectores y prometen poder ser muy aprovechables en lo sucesivo.

En cuanto a los camaradas Abarca e Iñiguez, sin ser cuadros de una importancia extraordinaria, asimilan bien cuantas instrucciones y conferencias se les dan y demuestran bastante meticulosidad en el trabajo, que se espera se perfeccione con el transcurso del tiempo". 

Aurelio Gutiérrez Martín

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada